Difícil, casi imposible, el regreso de Talib

El primero de Noviembre, a unas horas del límite de cambios, los Patriots anunciaron que a cambio de una selección de 4ta ronda, los Buccaneers mandarían a Aqib Talib a Foxboro para reforzar una secundaria que estaba teniendo muchos problemas con su personal actual al no poder encontrar la formación correcta para explotar el poco talento en el roster.

El 18 de Noviembre, en su primer partido en New England, Talib interceptó a Andrew Luck y regresó el balón 59 yardas hasta la zona de anotación. Finalmente, Bill Belichick había encontrado al CB que había buscado desde que Asante Samuel salió del equipo. Un esquinero físico, de buen tamaño que pudiera alinearse con el mejor WR del equipo contrario y borrar ese lado del campo. 

Imagen

En los primeros 8 partidos de la temporada, la secundaria de los Patriots permitía más del 65% de pases completos, 17 TDs (10 de 20+ yardas) y 42 jugadas de más de 20 yardas. La llegada de Talib y el surgimiento de Alfonzo Dennard, selección de 7ma ronda, le permitió al equipo jugar hombre a hombre en la mayoría de los pases, poner a Kyle Arrington de regreso a la posición de ‘slot’ y darle libertad a Devin McCourty y Steve Gregory en el fondo del campo. En los siguientes 8 juegos, el % de pases completos bajó hasta 58, solo permitieron 10 TDs (5 de 20+ yds) y recibieron 10 jugadas de 20+ yds menos. 

Cuando Talib se lesionó el Domingo ante los Ravens, todo el esquema defensivo se vino abajo. Las fallas fueron en toda la defensiva, sin embargo, al verse limitado en secundaria, Bill Belichick decidió dejar en el campo en la mayoría de las jugadas a Mayo, Spikes y Hightower, creando un enfrentamiento perfecto para Baltimore con la velocidad que tiene con sus WR, TE y RB. 

Talib llegó a la NFL en 2008 y 2012 fue su último año de un contrato de 4 temporadas y $15 millones de dólares que firmó cuando salió de la Universidad de Kansas. Ahora el esquinero estará buscando un contrato de longitud similar pero que le pague cerca de 10 millones por temporada. 

Después de un exitoso paso por New England, Talib será el CB más buscado en la agencia libre y en un año con tan poco talento como este (Brent Grimes, Sean Smith, Derek Cox, Dominique Rodgers-Cromartie), Talib buscará el contrato grande, un acuerdo similar al de Eric Wright la agencial libre pasada: 5 años, $37.5 millones de dólares. 

Con tan solo 27 años de edad y jugando el mejor football de su carrera, Talib está en su derecho de pedir esa cantidad de dinero pero cuando eres la gerencia de los Patriots y tienes que lidiar con otros agentes libres como Wes Welker, Sebastian Vollmer, Julian Edelman y Danny Woodhead, es difícil, casi imposible, llegar a un acuerdo con el esquinero que le cambió la cara a tu secundaria los pasados 3 meses. 

Si a esto le sumas las palabras de Talib un día después del juego contra los Ravens, las posibilidades de su regreso son todavía menores.

“Me divertí mucho aquí. Sin duda disfruté mi tiempo aquí. Veremos que pasa en el futuro, pero no me había divertido tanto jugando como lo hice aquí.”

Dos jugadores externos a las negociaciones serán claves para definir el futuro de Talib. El primero es Kyle Arrington que también será agente libre en Marzo. Arrington inició la temporada siendo el eslabón más débil de la defensiva, sin embargo, después del cambio, Kyle recibió la oportunidad de jugar adentro de los números, desde la posición de ‘slot’, y era notorio que ahí se sentía más cómodo, cerrando la temporada de gran manera. En contra de los Ravens, cuando se le pidió que entrara a su posición original, no lo hizo mal pero tampoco destacó. Arrington representa una poliza de seguro en estos momentos. Si no regresa Talib, sería ideal que él si se quedara, por lo menos mientras Belichick encuentra nuevos esquineros en el Draft. Algo es mejor que nada. 

El otro jugador que puede afectar la decisión es Ras-I Dowling, quien tiene un físico muy similar al de Talib que probablemente la mayoría no recuerda, ya que muy pocas veces lo hemos visto en el terreno. Si en 2013, de alguna forma sobrehumana, Dowling se mantiene sano, él podría ser el que tome el lugar de Talib y se convierta en el CB que el equipo pensó que sería cuando lo seleccionaron #33 global hace un par de años. Si la gerencia confía en que podrá regresar de forma exitosa de su segunda lesión fuerte en el mismo número de años, la urgencia por llegar a un acuerdo con Talib disminuirá y cuando este se vaya quedarán más tranquilos. 

Una selección de 4ta ronda por 9 partidos, ese fue el negocio del equipo desde el principio, rentar a un esquinero por el resto de la temporada. Si lo ves desde la perspectiva actual, el cambio fue un desperdicio, pero ¿Qué hubiera pasado si se llegaba al 10mo partido y se ganaba gracias a un sólido trabajo de Talib? Belichick hubiera quedado como un genio seguramente.

La historia y la cuestión económica nos indica que lo último que vimos de Talib con el uniforme de los Patriots fue como salía del terreno tomándose el muslo. Se apostó por el presente y no funcionó, pero hay prioridades y precios que se deben seguir si se quiere mantener la estabilidad de la franquicia más ganadora del siglo XXI. 

Por Jesús Sánchez (Sígueme en: @chuysanchez_

Un comentario sobre “Difícil, casi imposible, el regreso de Talib

  1. Yo no creo q Bill haya dado una 4 ronda solo para tenerlo 9 partidos yo creo q si tienen intencion de firmarlo a largo plazo sabemos q Bill no da contratos millonarios pero creo q ya es hora de abrir la cartera solo nos quedan 3-4 años maximo teniendo a Brady debemos traer jugadores de muy buen nivel aunque salgan caros.

Leave a Reply